Noticias

Heredero de un legado colonial, el hospital Pablo Arturo Suárez nace de la fusión del Sanatorio Pablo Arturo Suárez y del emblemático Hospital San Juan de Dios, institución reconocida por ser la primera en América Latina, creada en 1565. Con más de 400 años de funcionamiento, le fue otorgado el reconocimiento internacional de ser el hospital que no cerró sus puertas por más de cuatro siglos consecutivos.

El Hospital de la Misericordia de Nuestro Señor Jesucristo, nombre con el que se inauguró esta casa de salud por pedido del rey Felipe II y cumplido por Don Hernando de Santillán, Primer Presidente de la Real Audiencia de Quito, contó con dos instalaciones para su funcionamiento, estas eran casas del español Pedro de Ruanes, situadas en las faldas del Yavirac, actualmente Panecillo; se creó una cofradía con 23 personas, lideradas por el Presidente de la Real Audiencia, mismas que se encargaron del correcto funcionamiento del nosocomio, a esta cofradía podían sumarse hombres, mujeres de toda cultura y clase de personas, con la condición que contribuyan con una limosna que cómodamente podían, este dinero servía para encargarse de los hogares más necesitados de la colonia, doncellas pobres, así como aportes a obras sociales, esto de acuerdo al cumplimiento del Viernes Santo, donde no podía quedar dinero sobrante.

HPAS HISTORIADespués de varias recomendaciones y llamados de atención de parte del Obispo de la época y el Rey de España, el Hospital se denominó “San Juan de Dios”. Para 1704, el Presidente de la Real Audiencia, López Di castillo, trae de Lima a dos padres Betlemitas para que se encarguen de la administración del Hospital: el Fray Miguel de la Concepción y Fray Alonzo de la Encarnación, quienes traen consigo a Luis Chusig (padre de Luis Chusig hijo después Eugenio Espejo) en calidad de cirujano barbero; estos monjes establecieron una botica y un herbario con los mejores medicamentos de la época.

Con el pasar de los años y las décadas se fueron implementando nuevos servicios y nuevas técnicas médicas y de enfermería a este hospital que ha sido escenario de muchos hechos anecdóticas en la historia nacional. En el siglo XX, siglo que se destacó por avances tecnológicos, médicos e industriales, el Ecuador hace la inauguración del Hospital Eugenio Espejo en 1933, con este acontecimiento para la medicina ecuatoriana, el Hospital San Juan de Dios, por decisión de las autoridades de salud, se dedicará sólo a la atención de las enfermedades infectocontagiosas, enfermedades venéreas y enfermos dermatológicos.

 

Bajo este contexto y con la imagen opacada por el moderno hospital Eugenio Espejo, el Dr. Espinosa, director del Hospital San Juan de Dios, decide implementar a las salas existentes, una sala de venereología e instaura el servicio de Cirugía General, Urología y atención en Consulta Externa, denominada “Consulta Permanente”, que se otorgaba atención a todos los que requerían, las 24 horas del día, incluyendo feriados; sumado a esto se creó un pequeño quirófano que fue de mucha ayuda para resolver emergencias médicas quirúrgicas, gracias a la ayuda del “Servicio Cooperativo Interamericano de Salud Pública”, organización nacida después de la Segunda Guerra mundial creada con la finalidad de colaborar con el mundo en el restablecimiento de la salud y la sociedad.

Con todos estos avances el nosocomio colonial no decayó levantó su imagen y continuó delante de la mano de todo el cuerpo profesional que lo conformaba; sin embargo, el pasar de los años le pasó factura, la infraestructura estaba deplorable, ya no brindaba las garantías para la atención sanitaria, es por esto que en el año 1974 el Ministerio de Salud ordena el cambio de instalaciones a otro lugar, esta labor le correspondió al Dr. Alfonso Castro, director médico a la fecha, quien tuvo que buscar un lugar seguro accesible y que brinde todas las facilidades de atención que la población lo requería, es así que se toma la decisión de pasar el Hospital San Juan de Dios al Sanatorio “Pablo Arturo Suárez” creado en 1958, para os enfermos de tuberculosis pero que al momento estaba casi vacío, “solo se encontraban pacientes sindicalizados, que querían continuar viviendo en este sanatorio, por la atención que recibían” como afirma el Dr. Castro, este inconveniente se lo sobrellevó y se logró hacer la fusión del San Juan de Dios y el Pablo Arturo Suárez, hecho que dio lugar al Hospital Pablo Arturo Suárez, se decidió mantener el nombre del médico que fue uno de los promotores de la salud del asegurado social y científico que aportó mucho en la curación de la Tuberculosis en el Ecuador.

Entró en proceso de remodelación con el Proyecto MODERSA del Ministerio de Salud Pública en el año 2004 – 2005,   donde se amplió las instalaciones, se renovó laboratorios y se incrementaron equipos para atención.

Para el 31 de agosto del 2011, esta unidad de salud junto con 10 hospitales más a nivel nacional, fue declarado en emergencia sanitaria, mediante acuerdo ministerial N° 00000767 del 31 de agosto de 2011, por el Ministro de Salud Pública, David Chiriboga. Por esta razón, se realizó, en el 2013 la construcción de la casa de máquinas y la central de gases con un monto de inversión de 2`000.000.00 usd y a partir del 23 de diciembre de 2013, comenzó la construcción de la nueva torre de Consulta Externa y Emergencia, donde se invirtió en infraestructura 8’000.000.00 usd, equipamiento 1’200.000.00 USD y mobiliario con $ 550.768.08 USD.

Esta obra permitió extender la Consulta Externa de 30 Consultorios a 70, repartidos en tres plantas; la Emergencia que tenía capacidad de 20 camas a 60, en salas bastante diferenciadas entre Triaje, Observación, Crítico y Atención ambulatoria, tanto pediátricas, gineco-obstétricas y adultos.

 

Adicional, en el mes de octubre de 2015 se hizo la intervención de los quirófanos con un monto de 214.000.00 usd y en este año, se construyó e inició su funcionamiento el ala pediátrica con capacidad de 17 camas para atención clínica, esta construcción tienen un costo de $226.000.00 USD y la habilitación de la sala de Hemodiálisis con seis puestos de procedimiento. En el 2016 se ha tenido una fuerte inversión en medicamentos e insumos, talento humano e infraestructura alrededor de 29´006.979.38 USD.

INVERSIÓN 2016

 

Dispositivos Médicos, medicinas y productos farmacéuticos

6´692.649.52 usd

Inversión Infraestructura, Bienes y mobiliario

721.732.85 usd

Inversión mantenimiento

1´275.331.58 usd

Inversión en talento humano, contrataciones y jubilaciones

20´317.265.43 usd

Total

29´006.979.38 usd

 

Este Hospital obtuvo la Acreditación Internacional de Excelencia de Atención, con el 98% de cumplimiento, gracias a que cuenta con profesionales en todos los ámbitos de gran trayectoria y alto profesionalismo. Es de Referencia Nacional de Tuberculosis, Referencia Provincial de Salud Mental, cuenta con 30 servicios entre especialidades y subespecialidades, Laboratorios Clínicos, patológicos; adicional dispone de: Unidad de Cirugía Ambulatoria, Unidad de Tratamiento de medicación intravenosa (UTAMI), Endoscopías, Colonoscopía, Radiografías, Ecografías y procedimientos dermatológicos, oftalmológicos, maxilofacial y cirugía plástica.

Este legado es parte del Hpas, servidores de salud con alto grado de solidaridad y altruismo, heredaron la vocación de Eugenio Espejo, el carisma y devoción de los clérigos y la entereza de los curanderos incas; esta combinación de virtudes permitieron levantar una Institución para posicionarla en el colectivo ecuatoriano como una de las más reconocidas a nivel nacional e Internacional.

aniversario HPas1El Hospital Pablo Arturo Suárez celebró sus 42 años de Aniversario, el pasado 11 de diciembre de 2016, fecha en que el Ministerio de Salud le otorgó legalmente su nombramiento como entidad hospitalaria de segundo nivel de atención, en el año de 1974.

El 16 de Diciembre del año en curso, se desarrolló una feria de salud con exposición de todos los servicios que presta el hospital, los usuarios participaron de charlas médicas, toma de signos vitales y tips de ejercicios para aliviar dolores; al mismo tiempo se deleitó al público con números artísticos que los funcionarios prepararon, sainetes, teatro comedias, cantos, danzas tradicionales, coreografías. Acto donde se realzó el lado artístico que tiene cada uno de los que laboran en esta casa de salud, mismos que se unieron para festejar a su institución.

Con broche de oro culminó el día de festividades con la Sesión Solemne, que contó con la presencia de autoridades sanitarias como el Dr. Manuel Minaya, Coordinador de Salud Zonal 9 y autoridades hospitalarias. La sensación del evento fue el Dr. Hernán Ramírez, médico jubilado, que trabajó 30 años y presentó al público un poema que contenía historia, recuerdos, añoranzas y mucho cariño de su segunda casa, además de la presencia del nieto del Dr. Pablo Arturo Suárez, patrono de la institución, el Dr. Juan José Suárez, también médico, quien dio a conocer mediante su discurso la vida familiar de Pablo Arturo Suárez, mismo que fue reconocido como uno de los pioneros de la Seguridad campesina ecuatoriana y su gran aporte en el ámbito de la medicina nacional. A ellos se sumaron varios médicos de alta trayectoria y que fuero parte muy importante del desarrollo en atención de calidad a los pacientes.

Dentro de este mismo evento formal los empleados jubilados del hospital fueron los invitados de honor y se les entregó un certificado de reconocimiento a su aporte profesional durante toda su vida, este acto meritorio fue acogido con gran agrado por estos ex empleados que con lágrimas en los ojos añoraban sus recuerdos de su estancia laboral.

terapias ocupacionalesEl estar mucho tiempo ingresado en un hospital durante un largo tratamiento médico, produce cuadros depresivos en los pacientes. Es por esto que el personal de Enfermería de Neumología del Hospital Pablo Arturo Suárez (HPAS), realiza junto a ellos jornadas de trabajos manuales como parte de su rehabilitación. Pintura de piezas de cerámica, figuras de fómix y papel higiénico, elaboración de todo tipo de adornos y bisutería con productos artesanales; son productos que estas personas logran durante su permanencia hospitalaria, hasta que se les otorgue el alta definitiva.

Estos pacientes con largos tratamientos por lo general, son personas que han ingresado por cuadros respiratorios graves y sobre todo multi drogo resistentes (MDR), que quiere decir, que el virus adquirido ha hecho resistencia a varios tipos de antibióticos y es necesario administrar un "coctel" de medicamentos para que surta efecto y se pueda debilitar y erradicar el virus del organismo que está ocupando.

Los tratamientos de este tipo son largos y van más o menos de dos hasta seis meses inclusive más, de acuerdo a la patología que presente. Es por esto que esta entidad de salud les brinda una atención integral y se colabora con la restitución de cada persona a la sociedad, incluso con una posibilidad de que se dediquen a manufacturar sus propios trabajos y se coloquen un negocio propio si así lo deciden.

"Estoy más o menos un mes, tengo tuberculosis y me indicó el doctor que debo quedarme más o menos un mes y medio más hasta ver como sigo con mi recuperación, aquí el personal de enfermería me ayuda en todo, les agradezco mucho, me enseñan a pintar figuras de cerámica y también aprendí hacer figuras con fómix y otros materiales; así ya no me pasa tan lento el tiempo", acota la paciente Yarixa Quiñonez, Esmeraldeña de 23 años.

nombramientosEn un evento emotivo y formal, los nuevos médicos del Hospital recibieron su nombramiento definitivo después de pasar los tres meses de prueba, una vez ganado el concurso de méritos y oposición, convocado en mayo y finalizado en agosto de este año, periodo que comprendió inscripción, exámenes psicométricos y de conocimiento, periodo de apelación, entrevista y aceptación de su postulación.

En total fueron 42 nombramientos definitivos otorgados a los profesionales de salud, entre los que se encuentran: 1 Anestesiólogo, 5 de Cuidados Intensivos, 1 de Emergencias, 5 médicos Ginecólogos, 6 Médicos Internistas, 5 Pediatras, 1 Psiquiatra, 7 Traumatólogos, 1 Nefróloga, 4 especialistas de Cirugía General, 1 de Medicina Física y Rehabilitación, 1 Oftalmología, 1 médico Patóloga y 3 paramédicos.

"Son merecedores de este puesto con todos los méritos tanto académicos como de aptitud, demostrado dentro de la base del concurso, como también, en el caso de algunos médicos, en su aporte profesional ya en esta institución desde hace algunos años, bienvenidos a ser parte de esta casa de salud", indicó el Dr. Edgar Bravo, Gerente Hospitalario.

“Estamos felices, hemos crecido en el hospital, el objetivo fue quedarnos y mejorar la atención y lo conseguimos, esto es para nosotros una estabilidad, igual para nuestra familia, hemos esperado algunos años que se nos dé la oportunidad y demostramos que realmente somos parte de esta Institución; estoy feliz, es gratificante el resultado del esfuerzo de todos estos años, el saber que nuestros conocimientos sirvan para mejorar la atención de nuestro usuario externo que es al que nos debemos”. Expresa emocionada la Dra. Fanny Álava, ganadora de concurso de Traumatología.

Página 8 de 12

boton accionnutricionboton hablaserioboton prevencionboton respira ecuadorboton tabaco

boton acuerdosministerialesboton catalogonormasboton gacetaboton sangreboton tramite

btn galeriagaleria imagenes

  • INDOT
  • oms
  • ops
  • inspi
  • ARCSA
  • incop
  • presidencia ecuador
  • SNEM

Optimizado para Firefox, Chrome y Safary.
Power by HR